Audio MEDICAMENTOS TDAH 1

Patricia expone que la medicación es opcional pero a ella le dijeron que le iba a ayudar y, aunque costó que se la tomara, está conforme de haberlo hecho. De hecho piensa que si tuviera hijos con esta condición no tendría problemas en usar la medicación.

 

"Lo gracioso es que, a ver, yo no sabía lo que era el TDAH. Sé que tenía que tomar medicación. Yo estaba como "bueno, si me va a beneficiar, si va a ser algo bueno para mí, pues vale". Porque ya ... no es que tuviera siete años tenía once, doce, cuando me lo diagnosticaron, con lo cual ya era un poco más consciente de las cosas, no es que fuera una niña pequeña, pero yo sabía que este hombre me lo había explicado de una manera en plan de "mira, esto es una medicación que te va a ayudar, no es un milagro, pero sí que te va a dar un empujón, en plan de un empujoncito pequeño, pero obviamente, poco a poco". Entonces mis padres fueron pro-medicación. La medicación no es obligatoria pero sí es obligatorio que existan ayudas a nivel de gabinetes psicológicos, de psiquiatra, que exista una ayuda completa. La medicación es opcional. Pero yo sé que si soy madre y tengo un niño con TDAH o lo que sea, voy a medicarlo, pero porque se vió el cambio, se vió la mejora, y obviamente no es una medicación a lo largo de toda la vida. Mis padres me lo explicaron como, lo mismo, en plan de que me va a ayudar, que va a ser algo positivo, y yo no quería tomarme la pastilla, y probaron de todo: probaron con yogur, con (marca de lácteos), con gelatina, con zumo de melocotón que era como espesito y era mi favorito, pues para adentro. Yo odio tomarme pastillas, no me gusta, porque es como que me cuesta y a veces podía estar hasta media hora intentando tragarme la dichosa pastilla y entonces desde donde trabajan mis padres los compañeros decían "oye, ¿por qué no pruebas a meterla en gelatina" y yo hago ... yo "¿para qué? si yo aplasto la gelatina con la lengua y voy a notar la pastilla", con flan, con todo. A veces escondía yo la pastilla, la cogía así y decía "mamá, mira, ya me la tomé" pero no me la había tomado y claro, se veía la diferencia del mismo curso cuándo la tomaba, cuándo no. Las notas afectaban, la atención también. Ya después aprendí a tomármela y todo eso. Y lo que me sentó bien fue cuando, claro yo llevaba las notas en plan para enseñárselas al psiquiatra diciendo "mira, esto lo he hecho yo" y me dijo "sí, lo has hecho tú porque la pastilla no ha hecho nada, la pastilla no saca estas notas, las has sacado tú, tú has estudiado, la pastilla no". Pero en su momento fue una decisión de mis padres y la verdad es que fue una buena decisión porque después yo veo a niños, ahora en mi trabajo, veo a niños que no se medican y no se suben a la copa del árbol porque yo no les dejo porque sino ... No sé, al ser menor de edad a lo mejor la decisión es más bien de los padres que de uno mismo porque uno no es consciente de las cosas que pasan."

Compartir:

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad