MIEDOS Y PREOCUPACIONES

 

Miedos y preocupaciones durante los tratamientos son pensamientos y sentimientos que pueden aparecer en la experiencia de las personas que tienen algún problema de salud reproductiva y están siendo tratadas de ello.

En ocasiones se relacionan con las posibles consecuencias físicas y/o psicológicas que pueden tener los tratamientos, la posibilidad de no obtener el éxito deseado a pesar de los esfuerzos, o aún conseguido el embarazo de que en su transcurso algo no salga bien, así como la incertidumbre de que las decisiones que se van tomando sean las correctas o no.

Algunas de las preocupaciones o miedos tienen que ver con los procedimientos específicos de las técnicas de reproducción asistida. Por ejemplo, Rocío confiesa su miedo a la sedación en la punción y hace referencia a los miedos que te generan las personas del entorno con sus comentarios.

A David le preocupa el impacto psicológico que puedan causarle los tratamientos a su pareja.

 

 

Una vez realizados los tratamientos pueden aparecer miedos a que algo no salga bien, tanto antes de conseguir el embarazo como después de que se produzca.

Beatriz experimentó abortos naturales en el pasado y cuando se realizó el tratamiento reconoce su miedo a que “se saliera” y explica con humor sus pensamientos y estrategias.

 

 

Algunas veces la intranquilidad tiene que ver con los efectos a largo plazo de los tratamientos, como por ejemplo el cáncer. Esther explica esos temores si bien aclarando que algunos no están basados en la ciencia, y otra participante manifiesta sus dudas sobre estos hipotéticos efectos.

 

Tras conseguir la beta positiva o prueba de embarazo positiva las inquietudes que surgen pasan a ser las relacionadas con que algo malo ocurra y se complique el embarazo o el parto. Además se plantean inquietudes ya en relación a la crianza.

Beatriz vive con los temores de que algo salga mal durante el embarazo.

 

Montse vivió un aborto y este episodio en cierta manera le ha marcado aunque consiguió tener a su hija, pero hubiera preferido disfrutar más el embarazo precisamente sin aprensiones.

A J. le aterra que sus gemelas puedan nacer con el Síndrome de Down, sobre todo porque eso le hace reflexionar sobre la edad que tendrá cuando sus hijas crezcan y cómo podría cuidar de ellas.

Gema hace otra reflexión que relaciona con su capacidad de criar al reconocer la capacidad que tuvo de dejar de fumar durante los tratamientos. Habla en términos de “generosidad”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies